Los superlativos cultos

1El grado superlativo del adjetivo o del adverbio es el que expresa el significado de estos en su máxima intensidad.

Aunque generalmente con el sufijo -ísimo se pueden construir prácticamente todos los superlativos, hay algunos que por su etimología u otras condiciones, son irregulares o de uso culto.

1

El superlativo culto es aquel que tiene origen del latín, y se asocia con palabras que terminan en -re y -ro, ya que cuando la raíz de la palabra terminaba en -r, esta se doblaba y se añadía -imus.

Estos adjetivos poseen un superlativo acabado en -érrimo o -érrima.

Ejemplos:

  • celebérrimo (de célebre).
  • libérrimo (de libre).
  • paupérrimo (de pobre).
  • pulquérrimo (de pulcro).
  • misérrimo (de mísero).
  • salubérrimo (de salubre).
  • acérrimo (de acre).
  • aspérrimo (de áspero).
  • ubérrimo (de abundante).
  • nigérrimo/negrísimo (de negro).

Estas formas cultas apenas se usan fuera de la lengua escrita. Algunas conviven con las construidas mediante el sufijo -ísimo. Por ejemplo:

  • paupérrimo alterna con pobrísimo.
  • pulquérrimo alterna con pulcrísimo.

Existen también formas comparativas y superlativos propios o irregulares:

  • Bueno – mejor – óptimo
  • Malo – peor – pésimo
  • Alto – superior – sumo / supremo
  • Bajo – inferior – ínfimo
  • Grande – mayor – máximo
  • Pequeño – menor – mínimo

En estas formas, los comparativos no pueden ir precedidos del adverbio más (excepto ínfimo).

2

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s